Un goleador tramita su salida de Aconquija y ya eligió destino

Unión Aconquija podría quedarse en las próximas horas sin una pieza clave del equipo que llegó a quedar en las puertas del ascenso al Naciona B. Y es que el delantero Diego Martínez ya tramita su salida “por falta de pago”, según comentó. Es más, el goleador ya tiene un destino apuntado, Laferrere, en la Primera C Metropolitana.
El jugador afirmó que está tramitando en Agremiados su posible partida del “Estanciero”. “Físicamente estoy bárbaro. Hice la pretemporada con Unión Aconquija y le estoy muy agradecido al club, pero quería cambiar de aire”, le dijo el “9” a Olé, en una entrevista que concedió desde Mar del Plata, donde aguarda una resolución sobre su futuro.
La baja de Martínez significará un golpe duro para el elenco del “Tano” Riggio, que ve escapar a aquellos que lograron poner al club de Las Estancias a la altura de grandes de la región, como el mismo San Martín de Tucumán, con quien disputó palmo a palmo el ascenso. Además, repercutirá en el ánimo de los hinchas, que necesitan volver a sentirse identificados con un equipo que fue perdiendo impacto en el medio.
Esta es la nota completa de Martínez en Olé:
«No sé mucho de la Primera C, nunca jugué en esta categoría. En Laferrere están Tissera y Mariano Martínez, que ya fueron compañeros y algo me contaron, pero es todo nuevo para mí”. Diego Martínez habla con Olé desde Mar del Plata, donde espera la confirmación para sumarse formalmente como refuerzo del equipo de Salvador Pasini. Ocurre que hizo los trámites para quedar libre por falta de pago de Unión Aconquija de Catamarca, pero aún falta que Agremiados le dé el ok definitivo para comenzar a entrenarse en el Oeste.
“Físicamente estoy bárbaro. Hice la pretemporada con Unión Aconquija y le estoy muy agradecido al club, pero quería cambiar de aire”, agrega el delantero. A los 32 años, Pasini lo llamó apostando a su capacidad goleadora. “En Catamarca metí 20, ojalá que ahora me vaya mejor. Además si no hago goles ya tengo a alguien que me va a putear. En Laferrere me reencontré con mi primo, que es fanático y al que no veía hacía 25 años. De hecho el domingo fui a comer a su casa”, cuenta Martínez.
Surgido en Círculo Deportivo Otamendi, pasó por San Lorenzo (donde no llegó a debutar) y otros tres clubes de la A: Aldosivi, Patronato y Defensa y Justicia. También jugó en Atlanta, Alumni, Talleres (C) y Rangers de Chile.
Ahora, está ante una nueva experiencia: “Lafe es un equipo grande, la gente explota la cancha. Me encanta jugar con presión, de hecho extrañaba eso en el Argentino A. Ahora voy a tratar de sumar para entrar en el Reducido. Ojalá se dé”.